¿Cómo puedo acreditar la legal procedencia de la carne de un corzo?
23 octubre, 2018 Trofeocaza . 2066 Visualizaciones

Legal

¿Cómo puedo acreditar la legal procedencia de la carne de un corzo?

Este mes la consulta nos la envía Cristian Román desde la provincia de Burgos (Castilla y León): “ Cuando me dirigía desde mi pueblo, situado en la provincia de Burgos, hasta Madrid, dos agentes de la Guardia Civil me dieron el alto, denunciandome por portar un corzo en el coche sin acreditar su legal procedencia. Este corzo me lo había regalado un amigo del pueblo, que lo había abatido esa misma mañana y que no quería quedarse con la carne, sino únicamente con el trofeo. ¿Pueden denunciarme con la ley en la mano? ¿Cómo puedo acreditar yo su legal procedencia?”

En primer lugar, es muy importante tener en cuenta que en Castilla y León, existe un documento que se denomina declaración responsable de procedencia y que precisamente sirve para eso: acreditar su legal procedencia. Como en este caso, es muy habitual que la persona que haya abatido al corzo únicamente desee quedarse con el trofeo y una parte de la carne y regalar a un amigo o conocido el resto.

Pues bien, la legal procedencia de este trofeo queda acreditada mediante el precinto, que debe llevar colocado debidamente durante todo su transporte y hasta el establecimiento de taxidermia. En el caso de Castilla y León, el precinto debe ser colocado una vez abatida la pieza, sin que pueda desplazarse a otro lugar, en la base de la cuerna, entre la roseta y la primera punta. En esta comunidad autónoma, una vez abatida la pieza, el cazador no podrá desplazarla a otro lugar hasta no haber colocado el precinto correctamente cumplimentado sobre ella y haber procedido a cortar la matriz respecto del precinto propiamente dicho.

Previamente a la colocación del precinto se recortará con una navaja o tijera la fecha de la captura (día y mes) tanto en el precinto como en la matriz. Para ello se recortará el número correspondiente al día de las decenas, al día de las unidades y al mes. En total tienen que retirarse por ablación tres cifras en el precinto y otras tres en la matriz.

Por ejemplo, para una pieza cobrada el 25 de septiembre de 2016, se recortará el número 2 de días-decenas, el 5 de días-unidades y el IX de mes. Antes de movilizar el animal, la matriz se recortará por la línea de puntos preparada para ello, separándose del precinto propiamente dicho, y deberá ser remitida al Servicio Territorial con competencias en materia de caza correspondiente en el plazo máximo de quince días naturales.

En “Aspectos legales sobre el corzo” os contamos cómo debe colocarse el precinto en el resto de comunidades autónomas.

De esta manera, la legal procedencia del trofeo del corzo estaría acreditada. Pero, si queremos, como en el caso que nos atañe, entregar la carne del corzo a uno o varios amigos, ¿cómo pueden acreditar ellos su legal procedencia? Pues en el caso de Castilla y León, desde hace unos años existe un documento denominado por la Administración declaración responsable de procedencia.

carne de corzo Anexo-IILa Orden MAM/829/2011, de 13 de junio, establece el sistema de precintado de piezas de caza mayor para el control de la ejecución de los Planes Cinegéticos de los Cotos Privados y federativos de Caza de Castilla y León, y precisamente en esta norma, en su artículo 5, se establece que los cuerpos y/o partes de piezas de caza que se separen de sus cabezas debidamente precintadas, y que pretendan ser trasladadas en el período hábil de la especie por terceros, deberán ir acompañadas de una declaración responsable de procedencia según el modelo que figura como Anexo II, y que será emitida por el cazador que haya sido autorizado por el titular del aprovechamiento.

Dicha declaración tendrá, al menos, el siguiente contenido:

– Identificación del titular del precinto.

– Identificación de la persona responsable del transporte.

– Matrícula del coto y número de precinto.

– Especie y sexo.

– Fecha de la cacería.

– Firma del emisor (cazador autorizado).

Por lo tanto, queda claro que, efectivamente, si pretendemos trasladar las partes de las piezas del corzo distintas al trofeo, necesitaremos esta declaración, que deberá ser expedida por el cazador autorizado que nos ha entregado la carne. Es importantísimo identificar bien tanto al emisor como al responsable del transporte.

Pero, ¿y si queremos repartir la carne entre varios de nuestros amigos? Pues emitiremos tantas declaraciones como responsables del transporte haya. También debemos saber que este documento sólo acredita la legal procedencia de la pieza de caza o partes de la misma, no eximiendo, por tanto, a su poseedor del cumplimiento de la normativa sanitaria y de la obtención de otras guías, licencias o certificados que puedan serle requeridos por las autoridades competente, consultar ” ¿Qué papeles necesito para llevar un jabalí abatido en mi coche?, y que la validez de esta autorización se extiende hasta un máximo de 15 días naturales desde la fecha de declaración responsable.

Puede descargarse el modelo de declaración de Internet de la página de la Junta de Comunidades de Castilla y León www.jcyl.es o del anexo II de la mencionada Orden, publicada en el BOCYL de 29 de junio de 2011. •

Jaime Valladolid

Especialista en Derecho Cinegético y Medioambiental

Paseo de la Habana nº18 7ºB y 8ºB, 28036 Madrid

Telf.: 91 562 44 65

www.bernad-abogados.es

info@bernad-abogados.es

También te puede interesar...

0 comentarios

No hay comentarios

Puedes ser el primero Comenta este post

Deja una respuesta

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.