Cazadores de datos
8 marzo, 2019 Trofeocaza . 613 Visualizaciones

Opini贸n

Cazadores de datos

La reciente sentencia por la que se proh铆be la caza en Castilla y Le贸n nos deja dos mensajes claros: los grupos anti-caza (que no ecologistas), van a utilizar todos los resortes a su alcance para limitar nuestra actividad y los datos disponibles sobre el estado de conservaci贸n de las especies cineg茅ticas en Espa帽a, parecen no ser siempre suficientes a la hora de plantear una gesti贸n sostenible.

Desde hace d茅cadas, los cazadores venimos realizando una recogida de informaci贸n seg煤n nos marcan la normativa de las Administraciones competentes, especialmente en lo relativo a las capturas. Pero聽admitamos que el sector cineg茅tico no se ha implicado “de lleno” en lo que se refiere a los censos de especies, una informaci贸n que es b谩sica para plantear una caza “con cabeza“.

Es cierto que hay grupos de investigaci贸n que realizan censos en colaboraci贸n con el mundo federativo y asociativo, as铆 como algunas Comunidades Aut贸nomas.聽A la cabeza me vienen iniciativas a distintos niveles y escalas en las que han participado cazadores y gestores, como en Castilla y Le贸n (que ahora se ve en un aprieto) y Andaluc铆a, y tambi茅n censos promovidos por la Asociaci贸n del Corzo Espa帽ol y el Club de Cazadores de Becada (son s贸lo unos ejemplos).

No obstante y con todos los respetos,聽estos censos distan mucho de tener la magnitud de los promovidos a nivel nacional por organizaciones como SEO-Birdlife o la SECEM (Sociedad Espa帽ola para el Estudio y Conservaci贸n de Mam铆feros).

No me andar茅 con rodeos:聽es necesario que comencemos a trabajar en censos cineg茅ticos a gran escala en los que los cazadores sean los que la recojan la informaci贸n.聽As铆 como los voluntarios de ciertas organizaciones dedican un tiempo a recoger datos en el campo, los cazadores y gestores tendremos que comenzar a contar las especies de caza en momentos cr铆ticos del a帽o.

Algunos dir谩n que esto supone una carga m谩s, que a qui茅n le importa la caza que haya en un coto, que al fin y al cabo, los cotos son privados y esto lo tendr铆a que hacer la Administraci贸n. Yo les dir茅 entonces que no se podr谩n quejar cuando los estudios de otras organizaciones digan que para un territorio聽 y una especie “no hay suficiente informaci贸n” o “que esa especie est谩 en declive” cuando realmente no es as铆. Tambi茅n les dir茅 que la informaci贸n, incluso cuando es negativa, es de gran valor y permite corregir errores.

Lo que seguro que muchos dir谩n es que聽ya colaboran con la Fundaci贸n Artemisan a trav茅s del proyecto RUFA contando sus perdices, una tarea que te llevar谩 como mucho un par de “madrugones” a lo largo del a帽o. O tambi茅n mencionar谩n la聽encuesta que hemos lanzado recientemente sobre la situaci贸n y gesti贸n de la liebre en Espa帽a trav茅s de WhatsApp, que se tarda en rellenar unos 10 minutos y que nos est谩 dando una informaci贸n de gran valor.

En los inicios de la Fundaci贸n, planteamos la necesidad de incrementar la monitorizaci贸n de las especies de caza a mayor escala. Nuestro estudio socioecon贸mico, en el que聽participaron 4.500 personas聽enviando informaci贸n a trav茅s de encuestas, nos dej贸 un mensaje muy claro: los cazadores y gestores est谩n dispuestos a participar en este tipo de estudios.

Por ello,聽en los pr贸ximos meses plantearemos proyectos para que adem谩s de especies cineg茅ticas, salgamos a cazar datos e informaci贸n que puedan cambiar el destino de la caza.

Por Carlos S谩nchez Garc铆a-Abad, coordinador de investigaci贸n Fundaci贸n Artemisan

Tambi茅n te puede interesar...

0 comentarios

No hay comentarios

Puedes ser el primero Comenta este post

Deja una respuesta

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende c贸mo se procesan los datos de tus comentarios.