Injurias y calumnias a cazadores en Internet
20 noviembre, 2018 Trofeocaza . 1680 Visualizaciones

Legal

Injurias y calumnias a cazadores en Internet

¬ŅEs necesaria una modificaci√≥n del C√≥digo Penal?

Desgraciadamente, en estos √ļltimos meses han sido varios y de gran repercusi√≥n los lamentables episodios de vejaciones y amenazas hacia cazadores efectuadas a trav√©s de la Red, principalmente cobijadas en el anonimato que brindan perfiles falsos creados en diversas redes sociales.

¬ŅQu√© es una injuria? Es una acci√≥n o expresi√≥n que lesiona la dignidad de otra persona menoscabando su fama o atentando contra su propia estimaci√≥n. En definitiva, estamos hablando de insultos o expresiones vejatorias cuya finalidad es ridiculizar, humillar y menospreciar a otra persona.

Por su parte, una calumnia es la imputación de un delito realizado con conocimiento de su falsedad o temerario desprecio a la verdad.

Por √ļltimo, nos encontraremos ante una amenaza cuando se anuncie o advierta a otra persona de que se le va a causar un da√Īo a ella, a su familia o a otras personas con las que est√© √≠ntimamente vinculada.

Evidentemente, estas tres conductas son totalmente il√≠citas. Sin embargo, tras la √ļltima modificaci√≥n de nuestro C√≥digo Penal, se advierte claramente un cambio de criterio para los supuestos de delitos leves de amenazas, coacciones, injurias y vejaciones injustas: la jurisdicci√≥n penal √ļnicamente suele intervenir en aquellos casos en los que se aprecie una conducta verdaderamente relevante y siempre que no exista otro instrumento legal alternativo en la v√≠a civil o a trav√©s de los actos de conciliaci√≥n.

En definitiva, para la protección de nuestro honor, los jueces y tribunales suelen exigirnos que acudamos a la jurisdicción civil, acordando en la mayoría de los casos el sobreseimiento provisional y archivo de las actuaciones penales que se hayan podido incoar al respecto.

Por √ļltimo, y en relaci√≥n con la posibilidad jur√≠dica de que una vejaci√≥n o amenaza grave hacia el colectivo de cazadores pueda subsumirse en un delito de odio, la Justicia suele considerar que tales hechos son at√≠picos, ya que no encajan con el art√≠culo 510 CP al no ir dirigidas las ofensas contra un grupo ideol√≥gico o colectivo social, sino contra los practicantes de una determinada actividad ‚Äėdeportiva‚Äô.

Ante la despenalizaci√≥n de estas conductas, vuelve a surgir el debate: ¬Ņes necesario modificar el C√≥digo Penal para que estos hechos sean constitutivos de infracciones penales?

Jaime Valladolid

Especialista en Derecho Cinegético y Medioambiental

También te puede interesar...

0 comentarios

No hay comentarios

Puedes ser el primero Comenta este post

Deja una respuesta

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.