Prueba del Mitsubishi Outlander PHEV, impulso eléctrico
27 septiembre, 2017 Trofeocaza . 2544 Visualizaciones

motor

Prueba del Mitsubishi Outlander PHEV, impulso eléctrico

Los cazadores más comprometidos con el medio ambiente encontrará en el Mitsubishi Outlander un aliado sin igual en la protección de nuestro entorno gracias a su condición de híbrido, minimizando hasta cero sus emisiones contaminantes.

Mitsubishi fue de los primeros en poner en el mercado un coche completamente eléctrico, el iMIEV (con un éxito discreto y discutible).

El Mitsubishi Outlander PHEV comparte arquitectura con las unidades t√©rmicas frente a las que ha rigidizado el chasis y reforzado la suspensi√≥n seg√ļn las nuevas condiciones de peso.

La altura libre al suelo que ofrece es de 19 cent√≠metros, s√≥lo tres menos, debido a la colocaci√≥n de las bater√≠as bajo el piso. Por lo dem√°s, las diferencias con el ‚Äúnormal‚ÄĚ son m√≠nimas, destacando √ļnicamente sus cristales de puertas m√°s gruesos, sus parabrisas de mayor aislamiento ac√ļstico, m√°s material aislante en el suelo del coche y el empleo de materiales m√°s fonoabsorbentes en pasos de rueda y separaci√≥n del vano motor.

Todo ello con el objetivo de conseguir una experiencia de conducción más refinada.

VERSATILIDAD Y HABITABILIDAD

El Outlander H√≠brido PHEV enchufable tiene la ventaja de ser un producto enormemente vers√°til por tama√Īo y propulsi√≥n. Su habitabilidad es magn√≠fica, tanto o m√°s como la de sus turismos de su misma longitud frente a los que ofrecen la tracci√≥n a las cuatro ruedas.

El alarde tecnológico se encuentra sobre todo en la forma en la que lo consigue. Su esquema mecánico no es nada simple, pero intentaremos sintetizarlo.

Mitsubishi-Outlander-esquema

Su esquema mecánico se basa en dos motores eléctricos de 82 caballos juntos con un motor gasolina de 121 caballos.

Se basa en dos motores eléctricos de 82 caballos, cada uno situados en ambos ejes (el motor trasero rinde un par superior, 195 Nm frente a los 137 Nm del delantero), junto con un motor de gasolina de dos litros y cuatro cilindros de 121 caballos de potencia. Los tres motores pueden propulsar el coche, pero la potencia final combinada es de 203 caballos, pues nunca funcionan juntos a pleno rendimiento.

Cada motor eléctrico se encarga de mover un eje, por lo que no hay conexión física entre un motor y otro. Tampoco tiene cambio de marchas, pues los vehículos eléctricos no lo necesitan y el motor de combustión funciona de modo directo al mover el coche.

Las levas en el volante tienen la función de controlar la frenada regenerativa, con la que podemos recargar la batería en marcha.

La batería se puede recargar de cinco modos:

  • Enchufado a la corriente el√©ctrica normal (cinco horas para una recarga completa).
  • En un enchufe de carga r√°pida (el 80% lo alcanza en media hora).
  • En marcha con el motor de combusti√≥n.
  • En marcha con la frenada regenerativa.
  • En modo carga cuando no hay posibilidad de recarga el√©ctrica a trav√©s del bot√≥n ‚Äúcharge‚ÄĚ.

AMPLIO Y SENCILLO 

Bajo un aspecto sencillo, como todos los Outlander, y sin muchos identificadores que lo diferencien, salvo la insignia PHEV, nos encontramos de puertas hacia dentro con un veh√≠culo de gran nivel de habitabilidad, superior a la de los turismos (con una longitud de 4,65 metros), incluso a la de veh√≠culos comparables a un Volkswagen Passat, que se sit√ļa por tama√Īo un escal√≥n por encima.

La bater√≠a y los motores el√©ctricos restan algo de espacio, pero muy poco. Basta con se√Īalar que el maletero tiene una capacidad de 463 litros, o sea, solo pierde 14 litros de capacidad frente a un Outlander t√©rmico. Eso s√≠, el Outlander PHEV solo cuenta con cinco plazas frente a las siete disponibles en el Outlander diesel.

Mitsubishi-Outlander-intEse mismo aspecto sencillo y limpio nos lo encontramos en el dise√Īo interior. Quiz√° sea la filosof√≠a ‚Äúzen‚ÄĚ aplicada al dise√Īo interior de coches. Pr√°ctico y ergon√≥mico, no hay grandes detalles a destacar y nada m√°s sentarnos observamos una palanca de cambios distinta y botones propios de la versi√≥n h√≠brida.

La instrumentación carece de cuentarrevoluciones, su lugar lo ocupa un reloj que nos dice lo eficientes que somos en la conducción y si estamos recargando las baterías.

Tras pulsar el bot√≥n de ‚Äúpower‚ÄĚ lo primero que percibimos es el silencio absoluto‚Ķ Incluso podemos pensar que no lo hemos puesto en marcha.

Fuera tampoco se oye nada, por eso Mitsubishi ha dispuesto una alerta ac√ļstica, que se controla desde un bot√≥n, para llamar la atenci√≥n de los peatones.

En modo eléctrico se pueden recorrer 52 km, lo que podría ser el recorrido diario para ir al trabajo. Lo bueno es que se pueden alcanzar los 120 km/h de máxima, lo que convierte en muy aprovechable su capacidad de circulación en modo eléctrico.

Es por ello por lo que el consumo homologado es de 1,9 litros a los 100.

En condiciones reales de funcionamiento y uso, este consumo es inalcanzable. Para ello solo hay que ser cuidadosos y aprender a realizar una conducci√≥n algo m√°s eficiente. Los consumos que podemos llegar a ver reflejados en el ordenador son de 5 litros, lo que ya es todo un logro para un coche de su peso y tama√Īo.

EFICIENCIA COMO SE√ĎA DE IDENTIDAD

Mitsubishi-Outlander-electr

El conductor está en todo momento informado de los flujos de energía que se emplean para el movimiento del vehículo.

El conductor est√° en todo momento informado de los flujos de energ√≠a que se emplean para el movimiento del veh√≠culo, as√≠ como de la autonom√≠a, carga de la bater√≠a y un sinf√≠n de estad√≠sticas √ļtiles para mejorar hacia una conducci√≥n m√°s eficiente y estirar el aprovechamiento de la energ√≠a acumulada.

Es interesante tambi√©n porque vemos c√≥mo la entrada en funcionamiento del motor de combusti√≥n pasa casi completamente desapercibida, reinando la suavidad y el silencio que nos han acompa√Īado desde que pulsamos el bot√≥n de arranque.

Gracias a sus dos motores el√©ctricos se asegura tener la misma capacidad off road que en el Outlander convencional, que no es mucha, pero la suficiente para circular con garant√≠as por todo tipo de pistas y atreverse con peque√Īos franqueos gracias a la posibilidad de bloquear el 4×4 al 50% en cada eje.

Lo mejor del coche es el precio, pues gracias a las ayudas estatales, Plan MOVELE‚Ķ se pueden obtener descuentos muy cuantiosos. La versi√≥n mejor equipada, sin nada de lo imprescindible y alg√ļn detalle de regalo, aproxima su precio a los 38.500 ‚ā¨, lo que convierte a esta tecnolog√≠a en asequible y asumible, adem√°s de pr√°ctica. ‚ÄĘ

FICHA T√ČCNICA DEL MITSUBISHI OUTLANDER PHEV¬†Mitsubishi-Outlander-despi

  • Motor: 4 cilindros en l√≠nea
  • Cilindrada: 1.998 cc.
  • Combustible: H√≠brido gasolina
  • Potencia m√°x.: 203 CV
  • Motor combusti√≥n: 121 CV a 4.500 rpm.
  • Par m√°x.: 190 Nm. a 4.500 rpm.
  • Motores el√©ctricos. Del. 82 CV / Tras. 82 CV
  • Par m√°x.: Del. 137 Nm. / Tras. 195 Nm.
  • Velocidad m√°x.: 170 km/h
  • Tracci√≥n: 4×4
  • Consumos (ciudad/carretera/mixto): – / – / 1,9 litros
  • Capacidad maletero: 463 litros
  • Dimensiones: 4.655 x 1.800 x 1.680 mm.
  • Peso en vac√≠o: 1.885 kg.
  • Precio unidad probada: 40.500¬†‚ā¨
  • Precio gama desde: 34.500¬†‚ā¨

Destacable

  • Autonom√≠a el√©ctrica
  • Equipamiento versi√≥n Kaiteki
  • Confort de marcha

Mejorable

  • Peso
  • Funcionamiento
  • Pantalla t√°ctil
  • Aptitudes todoterreno

Tito Fern√°ndez

También te puede interesar...

0 comentarios

No hay comentarios

Puedes ser el primero Comenta este post

Deja una respuesta

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.